domingo, abril 09, 2006

una cosa lleva a la otra

People break down into two groups when they experience something lucky. Group number one sees it as more than luck, more than coincidence. They see it as a sign, evidence, that there is someone up there, watching over them. Group number two sees it as just pure luck. Just happy chance. And surely, the people in group number two are looking at those fourteen lights in a very suspicious way. For them, the situation is fifty-fifty. Could be bad, Could be good. But deep down, they feel that whatever happens, they're on their own. And that fills them with fear. Yeah, there are those people. But there's a whole lot of people in the Group number one. When they see those fourteen lights, they're looking at a miracle. And deep down, they feel that whatever's going to happen, there will be someone there to help them. And that fills them with hope. So what you have to ask yourself is what kind of person are you: are you the kind that sees signs, sees miracles? Or do you believe that people just get lucky? Or, look at the question this way: Is it possible that there are no coincidences?

Durante la última semana estuvimos presenciando cómo, a lo largo de los días, un servidor, con la impulsiva obsesión que lo caracteriza, fue registrando los eventos que le daban un toque especial a su día. Presenciamos cómo al parecer hay más gente de la que yo creía dispuesta a psicoanalizarme, aprendimos que los moscos también se dan sus revolcones, al igual que las moscas (eeww.. qué antihigiénicas!) al ritmo que fomentábamos el uso del condón, observamos no un baño, sino el letrero de un baño de mi escuela, en la cual coexiste con los patos (o al menos eso quiero creer, jajaja) una familia de lindos mininos y también fuimos testigos de las “casualidades” que se dan en el crucero del tec, como lo son dos camiones ruta 1 y cinco carros colorados.. ah.. claro, y el tremendo mojón, que cumplió años.

Eventos inusuales.. toque especial… un servidor.. me choca la palabra ‘servidor’ cuando se refiere a una persona. Pero bueno.. muchas personas comentaron al respecto y el asunto aquí es que estamos tratando de definir qué es un evento trivial.

Bueno, qué flojera tratar de definirlo, pues es un algo tan relativo como los gustos de cada quién, o el tiempo, o lo que sea que dicen que es relativo en la teoría de relatividad (o es que todo lo es?).. mi punto es.. algunas personas dicen “che wey.. no tienes nada qué hacer o qué?!”.. y pues.. acaso alguien tiene algo qué hacer??? Bueno, por un lado, hace mucho que no veo la televisión, o al menos no en una daily basis.. tú viste la televisión hoy??? Y dices que tienes mucho que hacer?? Por otra parte, yo paso “tiempo libre” checando blogs, leyendo noticias, escribiendo… y claro, tengo mi listita de “cosas por hacer” pero.. a quién le importa??

Algo parecido pasa con los so-called “eventos triviales”.. algunos se indignaron con el que yo llamara a algo trivial… es que no existe acaso la trivialidad?? O más bien todos estamos conscientes de que al final moriremos y todo valdrá keke y por tanto mejor hacer importante cada detalle y momento que vivimos???

Hoy me encontré una mariposa muerta, en el piso.

Qué tiene eso de superficial?? Efecto mariposa, anyone??

Personalmente me parece que no hay tal cosa como la casualidad, sino que todo es fruto de la causalidad. Es probablemente lo único que nos queda cuando pensamos que nada puede ir peor… el pensar que “todo pasa por algo”. Puede que si te enfermas de algo sea porque estuviste de malandrín, o si te rompes la pata es porque brincas de un segundo piso poco inteligentemente… pero es tan curioso cómo nuestras acciones nos llevan a tomar un camino desde el cual existen muchas posibilidades más a seguir, muchos caminos más a tomar, muchas bifurcaciones que se traducen en personas con las que te cruzas (bueno, con las que cruzas la mirada pues, jajaja), en oportunidades que tomaste, en tragedias que presenciaste o incluso protagonizaste.

Esto nos deja pensando… tenemos en verdad control sobre nuestro destino? Tenemos control sobre nuestras acciones, o simplemente somos actuadores, que reaccionan dependiendo de las circunstancias que tenemos a nuestro alrededor?

Una cosa lleva a la otra. Nuestro camino de migajitas (ay que cursi!) puede ser seguido para encontrar a la persona que somos hoy en día. Una cosa lleva a la otra, y como dice Sony.. “éstos fueron los momentos que definieron quién eres” (o algo así)..

Así pues, me sentaré a reflexionar a la sombra del banano, sobre la posibilidad de que, simplemente, no haya coincidencias en este mundo…


(ahí tienen al banano prometido, y me da su sombra =).. jajaja)

Y aquí otra versión del texto anterior, un poco menos light (no sé por qué me dio por hacer dos versiones de este post):

People break down into two groups when they experience something lucky. Group number one sees it as more than luck, more than coincidence. They see it as a sign, evidence, that there is someone up there, watching over them. Group number two sees it as just pure luck. Just happy chance. And surely, the people in group number two are looking at those fourteen lights in a very suspicious way. For them, the situation is fifty-fifty. Could be bad, Could be good. But deep down, they feel that whatever happens, they're on their own. And that fills them with fear. Yeah, there are those people. But there's a whole lot of people in the Group number one. When they see those fourteen lights, they're looking at a miracle. And deep down, they feel that whatever's going to happen, there will be someone there to help them. And that fills them with hope. So what you have to ask yourself is what kind of person are you: are you the kind that sees signs, sees miracles? Or do you believe that people just get lucky? Or, look at the question this way: Is it possible that there are no coincidences?

Esta última es otra de mis citas favoritas (hip hip urra para quien adivine de qué película es.. vamos, está facilísima), pues me parece que, efectivamente, separa a las personas en dos grupos con mentalidades totalmente opuestas entre sí. Algunos ven casualidad, mientras otros ven causalidad (este concepto está difícil de comprender para los disléxicos)

A lo largo de mi historial de pensamiento, me he inclinado en momentos por una tendencia, y a momentos por otra.. es difícil pensar en una especie de “fuerza mayor” que nos está poniendo el caminito de migajitas para que la sigamos y al final “pase algo”, pero por otra parte, cuando algo se tiene que dar y es el momento adecuado, de alguna manera u otra, los planetas parecen alinearse para que esa oportunidad llegue a tu puerta, casi mágicamente. A veces no podemos ignorar las señales, que llegan insistentemente, haciendo parecer que todo se acomodó para suitear hour needs…. Nice. (como en el episodio de scrubs en que JD quiere recuperar a Elliot cuando Sean parece irse.. le llegan como mil señales, después de la tercera decide hacerles caso y al llegar al depa de Elliot… bueno, mejor léanlo por uds mismos .. en uno de mis episodios favoritos)

Personalmente, me maravillo ante la grandeza de la causalidad, pero me siento enormemente impotente ante las variaciones de la casualidad.. hace poco iba caminando por una banqueta, y sin razón alguna me cambié de lado, sólo para darme cuenta unos pasos después que mi amor platónico iba caminando campantemente por el lado en que estaba antes de cambiarme… eso fue triste y me deprimí un poco.. (jaja, no es cierto, pero sí es un poco frustrante saber que tanto depende de tan poco).

Así como cambiarse de banqueta, detenerse a ver un insecto extraño, pasarse un alto o voltear hacia una dirección en específico (ya después comentaré sobre lo que vemos durante el día), diariamente estamos tomando muchas decisiones que definitivamente tienen un peso en la vida.. lo interesante es que estas decisiones rara vez son qué carrera vamos a estudiar, con quién nos vamos a casar (si se dejan, claro, jajaja), etc… sí, claro, son decisiones muy importantes y no deben ser tomadas a la ligera, pero son las otras decisiones, las decisiones que parecen más insignificantes, las que probablemente tengan un peso más grande en nuestras vidas, pues ellas rigen gran parte de lo que nos sucede de inesperado, de novedoso, milagroso, y en el peor de los casos, de trágico.

Como buen fan de LOTR que soy, aprovecharé este pequeño spot publicitario para mencionar mi cita favorita, que tiene que ver con las decisiones que tomamos, aunque no tanto con las “trivialidades” de la vida.. dice así: So do all who live to see such times, but that is not for them to decide. All we have to decide is what to do with the time that is given to us”. .. bueno, creo que no tiene mucho que ver así que no hablaré mucho de ella, tal vez en otra ocasión con más calma, jaja.

Si vamos caminando campantes por una calle y de repente puede caernos encima un carro que se volcó un par de metros atrás porque un pelado se pasó el alto y provocó choque (no es que sea morboso pero vi un video en el que de hecho esto sucede), nos preguntamos si en verdad gobernamos nuestra vida, o si no será más bien una ilusión de control, o seguridad, que todos queremos conservar. A final de cuentas, lo único que te puedo asegurar sin lugar a dudas, es que todos nos vamos a morir.. todos comenzamos estando aquí, sentados, y después de aburrirnos un rato salimos y decidimos hacer *algo* de nuestras vidas… ya sea ser abogados, ingenieros, vendedores, drogadictos, piratas salvajes o payasos animadores de fiestas. Se hacen avances en la ciencia, se construyen ciudades y civilizaciones enteras, se hacen estudios históricos.. pero si le damos zoom out a la línea del tiempo del hombre, resulta ridículo que haya mentecitas preocupándose por lo que van a hacer esa noche en el antro, o por lo que cierta persona dijo o hizo, siendo que ocupamos un espacio tan ínfimo en la historia del universo… yo no sé mucho de esas cosas raras del inicio del cosmos (supongo que nadie, a final de cuentas) pero si algo sé es que muy probablemente al final todo desaparezca.. seguramente somos parte del átomo de una célula de un mono enorme (suposición de dominio público) y que en algún lugar, visto desde más arriba, alguien se esté riendo de aquellos seres pequeñitos que “parecen hormiguitas”.
Conclusión: Creo que todos deberíamos fornicar por las calles despreocupados de la vida, comer frutas exóticas, ir a vivir a una isla desierta y nadar desnudos en una laguna.

O tal vez, simplemente.. hacer lo que queramos.. increíble que mucha gente –y yo me incluyo, vergonzosamente- viva reprimida, con un deseo, con una tentación.. con un capricho no satisfecho.. pero peor todavía, de gente que se quedó sin decirle a una persona lo que sentía.. Dejen uds. lo que sentía, lo que pensaba. Ya he comentado sobre la filosofía de “decir lo que sientes y piensas”.. claro, no aplica en todos los casos, tampoco hay que ser brutos.. pero hay muchas circunstancias en las que lo peor que puede pasar es que te vean raro pero hey, al menos tendrás una historia que contar. Pitty we take life for granted, makes us miss much of the stuff we really want. Tienes poco que perder, y mucho que ganar, o como diría cierta persona conocida y que creo que le c@ga que lo cite pero ni modo, eso le pasa por decir una buena frase: el buen señor don Armando Arturo Vega Osorno: Las peores cosas son las que nunca pasaron.

La verdad es que tengo que hacer una confesión.. y es que para mí los eventos irrelevantes de la última semana fueron probablemente el highlight de cada uno de mis días.. jaja “qué aburrido ser deibid”, dirán algunos (si no es que todos).. pero poner atención a las cosas pequeñas de la vida durante un par de días me recordó que hay tantas cosas que observar y de las que no nos podemos cansar, pues como dicen por ahí “vivir es increíble”.

Después de todo, no todas las personas pueden decir que durante una semana presenciaron cómo al parecer hay más gente de la que yo creía dispuesta a psicoanalizarme, aprendimos que los moscos también se dan sus revolcones, al igual que las moscas (eeww.. qué antihigiénicas!) al ritmo que fomentábamos el uso del condón, observamos no un baño, sino el letrero de un baño de mi escuela, en la cual coexiste con los patos (o al menos eso quiero creer, jajaja) una familia de lindos mininos y también fuimos testigos de las “casualidades” que se dan en el crucero del tec, como lo son dos camiones ruta 1 y cinco carros colorados.. ah.. claro, y el tremendo mojón, que cumplió años, verdad? Eso ya debe ser algo de crédito, jajaja.

Yo no sé, pero mientras haya al menos una cosa que nos recuerde sobre la eventualidad de la vida, tal vez pudiéramos verla y recordar que nunca sabemos qué nos espera a la vuelta de la esquina, tal vez podamos vivir sabiendo que cada día podría ser el último, que estamos aquí para vivir, para disfrutar… tal vez pudiéramos decir carpe diem y dejar nuestras dudas a un lado.

Creen uds. que el mundo sería un lugar mejor?

Y como comentario final, hubo cierta retroalimentación comentando sobre la importancia de los pequeños detalles. “It’s the little things that matter so much” le dije yo a cierta persona.. y bueno, en ese entonces la hp me respondió “It’s the little things that matter so little” (de hecho no me lo respondió, pero luego lo vimos en una camiseta de los Happy Bunnies, jaja), lo cual también es cierto pero el punto es que.. cuántas veces nuestra interacción con “el día” ha cambiado debido a un solo detalle? Y aquí estoy regresando a lo que ya dije antes.. así que sólo comentaré mi asombro ante aquella vez que decidí no lavarme los dientes (teníamos prisa, no es que sea un puerco) y terminamos chocando el carro (yo no).. o cuando la red se cayó en el tec, me estaba regresando a mi casa y me encontré a alguien a quien tenía que darle algo que curiosamente había pensado en dejar en mi casa pero por alguna razón todavía seguía en mi bolsillo, y se la di.. tmb está bien loco cuando nos encontramos a las mismas personas, el mismo día, dos veces.. una en la mañana, y otra en la tarde.. te pone a pensar en todos los recorridos y combinaciones que pudimos haber hecho, sólo para terminar de nuevo en el mismo lugar, al final del día (y no, no son mis roomies, jajaja). También recuerdo la vez que me encontré dos veces en el mismo día un billete (no el mismo, jajaja) de 20 pesos en el campus… ese día debió haber sido mi día con más “suerte” en todo al año, pues ése sí, admitámoslo, bola de escépticos, jajaja, es un fenómeno poco usual. O aquella vez que simplemente tuve un impulso, le dejé mi mail a una persona casi desconocida, y ahora creo que tantas cosas serían distintas de no haberlo hecho….

Lo divertido sucede cuando parece ser un día cualquiera, y algo cambia tus planes haciéndote terminar en un lugar distinto al que planeabas ir, luego de eso otra pequeña cosita te vuelve a cambiar la jugada, y así te vas varias veces para que todo finalmente se junte en una sinfonía compuesta en la que conoces a alguien, logras algo, te das cuenta de algo que deberías estar haciendo y no has hecho, o qué sé yo.. me ha pasado y está cool, no puedes sino pensar que una cosa lleva a la otra.

Así pues, simplemente seguiré navegando entre los eventos inusuales del día, navegando entre personas, entre sonidos, entre decisiones, esperando tal vez que aparezca la morsapapa en algún momento que de la vuelta en una esquina, le deje mi mail, y mi vida cambie para siempre. Una cosa lleva a la otra, y es así como terminé conociéndote.. es así como terminé rompiéndome un pie, es así como terminé estudiando en el tec y muy probablemente es así como termine muriendo.



ps: los trabajos en el diseño del blog continúan... se aceptan sugerencias y comentarios

6 comentarios:

Dyu chan dijo...

Yay, soy la primera! ^.^
Está muy chido el nuevo diseño, me gustan especialmente los toquecines con otros colores (como verde claro) sobre el negro.

Me encantó esta entrada, en especial la segunda versión. La vdd me has dejado pensando en muchas cosas. (By the way, no veo el banano >.>)

Saludos!

m dijo...

jjejej coincido con la compañera, recuerde la super formula K.I.S.S. (keep it simle stupid) sin agraviar al presente, aunque no lo crea pague 8000 por esa frase (publicidad 2), el punto es que mantengala sencilla para que el lector no le de hueva o confunda, cosa que medio me paso al entrar al blog. bueno siga en vacaciones ciao,

Tremendo Mojón dijo...

ay si, adrianzon cambia su blog y tu cambais el tuyo =P... deja leo el pinche post, que esta tan largo que voy por unas papas.

Tremendo Mojón dijo...

Yo estuve cuando encontraste los dos billetes vecino!... hasta recuerdo que me ofreciste uno, pero lo rechaze porque senti que no era mi suerte, jajaja... robar suerte es caer lo mas bajo posible... una vez me robaron la mia.
...Sabes que hago yo para vivir mas comodo?... ya no uso reloj... toda la vida use... creo que mi primer reloj fue uno de esos con chicles dentro.. me lo dejaba por dias... ya como a los 6 tuve uno normal... y asi hasta prepa... despues de ciertas reflexiones, de esas que uno no se cree que tuvo, decidi quitarmelo. Si tengo mucho trabajo, me distraigo poco; si tengo prisa, me apuro... maldito reloj solo me estresaba... si tengo que saber la hora, saco el cel (si es que no lo he perdido)... pero es cool vivir sin reloj... un poco mas casualidoso y espontaneo...

fun-gus dijo...

Jajaja, no me caga que me quotees..nada mas dí quien soy (mi nombre) y ya...
cheers

tu post, está, snif, moving......

dekaru dijo...

jajaja la censura del post se debió a cierto antecedente no muy grato que incluía la misma cita y un perfil de hi5... pero hey, son tiempos mejores ahora ^_^! <-- cara japo

Bueno, ahí tienen al autor (creo) de la frase citada.. saludos desde occidente!

Publicar un comentario

Entradas Relacionadas







[ ver más citas ]